Recorre casi 500 kilómetros en su silla de ruedas para pedir senderos adaptados

discapacidd silla de ruedas Rehatrans viajar

Podría haber pasado en casi cualquier lugar del mundo, pero ha pasado en los Estados Unidos. Allí Ian Mackay, un discapacitado y observador de aves, que gusta de perderse por senderos en la práctica de su afición, ha hecho pública su reclamación: senderos naturales accesibles para todos.

Durante este mes de agosto, para reivindicar que la escasa accesibilidad de muchos senderos (lo que, según Ian Mackay, también es un problema para los ciclistas o los padres que empujan los cochecitos de bebe), este deportista y amigo de la naturaleza ha recorrido las 300 millas -480 kilómetros, aproximadamente- que separan Victoria (Columbia Británica) de Portland (Oregón). Para los no iniciados en geografía norteamericana, la zona queda en la zona norte de la costa norteamericana del Pacífico.

discapacidd silla de ruedas Rehatrans viajar

¿La razón de este reto? Ian sabe muy bien lo que puede suponer -para discapacitados y no discapacitados- un sendero bacheado o poco accesible. El mismo, en junio del 2008, con 26 años y mientras transitaba por un sendero natural, conoció en carne propia las consecuencias de ésta no adaptabilidad: perdió el control de su bicicleta, se fue de cabeza a un árbol y se partió el cuello. El casco que llevaba muy probablemente le salvó la vida. Pero Mackay sufrió una lesión en la médula espinal en el accidente que le dejó tetrapléjico.

Desde su accidente, Mackay dice que ha luchado con el deseo de una mayor independencia – sobre todo cuando se trata de explorar la naturaleza. Durante los primeros años después de su accidente, rehuyó el aire libre, sintiéndose incapaz de aprovechar las rutas o caminos (que antes frecuentaba) debido a su discapacidad.

 

discapacidd silla de ruedas Rehatrans viajar

Sin embargo, la tecnología le dio la confianza para volver a conectar con la naturaleza. Es entonces cuando Ian tuvo dos certezas: estaba en una silla de ruedas, pero no por ello quería abandonar su pasión por la naturaleza. Por todo ello, Ian decidió  ponerse en contacto con Washington Bikes, una ong que propugna por la adaptabilidad de los senderos. Fue el modo de unirse a otras personas con las que compartía problemática… y el motor que le llevó, primero, a montar un blog con consejos y rutas accesibles y, después, a preparar este viaje… que Ian hizo en compañía de su madre, que le prestó asistencia durante el viaje, y de otros ciclistas que quisieron adherirse a su causa reivindicativa.

REHATRANS

También puede interesarte

-Sarai Gascón, nadadora, discapacitada y recordwoman

-Tocar la guitarra sin brazos

2 pensamientos en “Recorre casi 500 kilómetros en su silla de ruedas para pedir senderos adaptados

  1. Luisa

    Maravilloso!! Hay que humanizar los caminos que son recorríbles para TODAS las personas que deseen transitarlos sin que nos sintamos disminuidos.

    Responder
  2. MªJesús Sancho Blasco

    Me parece una buena idea, que podamos ir por praderas y entre montañas y que esos senderos pudieran se adaptados, esto seria una maravilla!!!!!!!
    En España esto también seria muy importante poder hacerlo!!!!!!

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*